viernes, octubre 21, 2005

Mamás multitareas

Hace tiempo que lo sospechaba, pero no había tenido la confirmación hasta ayer por la mañana. Las mamás multitareas son aquellas que con el niño en un brazo hacen el biberón, que recogen los juguetes esparcidos por el suelo mientras hablan por teléfono y dan una receta de cocina, que mientras lavan los platos están cantando una canción de bebés y miran a su hijo, sentado en la silla y con cara de pocos amigos, haciéndole morisquetas para que se ría y se le olvide el cabreo, etc.

Cuando tienes dos o más hijos la multitarea se complica aún más porque puede que los incluya a los dos: hacerles cosquillas con una mano a cada uno para que no se pongan celosos, tomarlos en brazos, uno en cada rodilla, mientras estás sentada (porque de pie ya lo he hecho alguna vez y mi espalda no está para esos trotes), intentar calmarlos a la vez porque uno empieza a llorar y el otro le sigue, montarlos a caballito sobre la barriga para jugar "al paso y al trote", etc.

Sin embargo la confirmación me llegó ayer por la mañana: Daniel se despierta sobre las siete menos cuarto y le preparo el biberón, normalmente Pablo se queda durmiendo hasta casi las ocho (a veces tengo que despertarlo y otras se levanta él solo) y ayer fue de los días en que se despertó mucho antes. Estaba casi por empezar a darle el biberón a Daniel cuando él llegó y reclamó su papilla, se la preparo y se la dejo encima de una mesita-taburete que tenemos en el salón para que se la coma viendo los dibujos; le empiezo a dar el biberón a Daniel y Pablo me dice "te ayudo mami" lo cual quiere decir que le ayude a comer. A ver quien es la guapa que le despega el biberón a un niño cuando ha comenzado a mamar, por lo que tomé la cuchara por un lado para darle la papilla a Pablo mientras con la otra le daba el biberón a Daniel (con él en brazos por supuesto). Salí airosa del momento, menos mal que ellos se lo tomaron bien y no hubo quejas del "servicio".

Los problemas surgen cuando hay que dormirlos o están dormidos y se despiertan a la vez, ahí la multitarea no sirve demasiado y hay que echar mano del compañero.

9 comentarios:

  1. Pues es verdad... más de una vez y más de dos yo he tenido que preparar los biberones con una sola mano o acabar la cena con Martí en brazos con el peligro que conlleva el fuego.
    Ahora ni quiero imaginarme con dos... creo que me volveria loca!!!

    ResponderEliminar
  2. Yo no sé si sería capaz... supongo que es verse en el momento. Miedo me da tener uno... Pero no por eso no lo voy a tener, ein? que lo estoy deseando!

    ResponderEliminar
  3. Estoy escribiendo y sacando los gasecitos a la nena... ¿puntúa como multitarea? ;)

    ResponderEliminar
  4. uff!! Si hacemos tantas cosas a la vez con dos manos, imagina si fueramos unos pulpos.

    ResponderEliminar
  5. Es complicado..muy complicadooo.
    Yo de a poco me voy adaptando a nuevas situaciones..y bueh voy haciendo como puedo de momento recibo pocas reclamaciones de mis pequeños aunque a veces a alguno de los 3 les toca esperar...es imposible cambiar a uno...mientras otro te pide zumo..y el otro te pide que le pongas una peli...jaja
    muy lindo tu blogci

    ResponderEliminar
  6. jajajaja pues de eso podría escribir un libro....pero yo creo que los peores momentos multitarea era cuando daba el pecho a los gemelos y estando sola, mientras le estas dando el pecho a uno, vas dandole con el pie en la hamaquita para mecer al otro que espera su turno y entre tanto tienes que escuchar como su hermano mayor te reclama tu atención e intenta conversar o jugar contigo... eso yo diría que es lo más dramático de la multitarea... Así que te entiendo perfectamente, y te puede asegurar que mi espalda esta sufriendo las consecuencias de dormir dos bebés a la vez en brazos... aissssss pero que le vamos a hacer??? hay que sobrevivir...;-)

    ResponderEliminar
  7. Es cierto, la multitarea es imposible cuando los dos estan durmiendo y empiezan a llorar y ademas no duermen en el mismo cuarto. Alli si hay que dejar llorar a uno de los dos :( pues hasta que no se calme uno no se calme el otro.

    ResponderEliminar
  8. Eso uno aprende con los hijos! Me imagino que sera el doble de complicado con dos :)

    ResponderEliminar
  9. Miskah --> A todo se adapta una guapa, da un poco de agobio al principio pero luego te acostumbras.

    Isa --> No dejes de intentarlo, es una de las cosas más grandes que pueden pasarte en la vida.

    Maxiavida --> Eso puntúa doble, que es difícil que se queden quietos mientras tú intentas escribir con una sola mano y no equivocarte, jeje.

    Bolboreta --> Es verdad, seguro que si fuéramos pulpos la cosa se complicaba.

    Pao y Ana --> Ni me lo puedo imaginar! Con tres ya es otra historia, sobre todo si son gemelos Ana, si temo algo de un tercer embarazo es la posibilidad de dos a la vez.

    Meibell --> No queda más remedio que llamar al papá porque no se puede estar en dos sitios a la vez. Aunque he llegado a llevar a Pablo a mi cama para estar todos juntos. Ahora que duermen en el mismo cuarto veremos cuando se presente.

    Gaby --> Aún así creo que es mejor tenerlos seguidos ;

    ResponderEliminar